«Vengadores 4: Endgame» o el Señor de las gemas.

09/04/2019
Texto por: SAS
Fotos: © Marvel Studios / Disney

¡¡ATENCIÓN: ADVERTENCIA IMPORTANTE DE SPOILERS!! ESTA ENTRADA CONTIENE INFORMACIÓN SOBRE PARTE DEL ARGUMENTO DE LA PELÍCULA.

endgame-mini

La popular saga de “Los Vengadores” llega a su fin con esta cuarta entrega tras nada más y nada menos que 21 filmes hasta el punto de crear una verdadera “marvel-dependencia”.

El final de una época

Ya iba siendo hora que acabara la saga que ha congregado a más superhéroes juntos en la pantalla grande de lo que una película lo haya hecho jamás… La popular saga de “Los Vengadores” llega a su fin con esta cuarta entrega tras nada más y nada menos que 21 filmes a sus espaldas… (¡sic!) La cosa se ha desarrollado en 3 fases: comenzó en 2008 con el filme de Jon Favreau, Iron Man. A partir de ahí, Marvel Studios (controlado por Disney desde 2009 tras su adquisición) ha ido estrenando una retahíla de películas, algunas con mayor gracia que otras, intrínsecamente relacionadas hasta el punto de crear una verdadera “marvel-dependencia”.

Aunque el final de la era Marvel desde luego no acaba aquí (Disney ha anunciado más adaptaciones basadas en cómics marca Marvel para los siguientes lustros), mucho me temo que la saga de “Los Vengadores” sí que concluirá con esta Avengers: Endgame  (2019, Dir: Anthony y Joe Russo), una película escrita con la propia sangre de algunos de sus superhéroes…

¡¡ATENCIÓN: ADVERTENCIA IMPORTANTE DE SPOILERS A PARTIR DE AQUÍ!!

avengers-endgame-spoilers-toy-leaks-thanos

Un guantelete para gobernarlos a todos (a todos los Vengadores)…

Y una vez situados todos y todas en este tema, además de estar debidamente advertidos de contenido de spoilers, vamos allá… Endgame es casi una parodia mala de El retorno del Rey (la última parte de El Señor de los anillos, dirigida por Peter Jackson…). Thanos es casi el más odiado big boss de todos los tiempos, aunque ni le llega a la suela del zapato al Señor de los Nazgûl. Aquí (Endgame) la compañía está en horas bajas, como al inicio del Retorno del Rey, pero mientras en la obra de Tolkien todos los personajes conservaban su dignidad, en esta payasada de película los superhéroes son solo una mala parodia de sí mismos. ¡Ojo!, no digo que esto sea malo, es mala la manera que tienen de plantearlo en el filme de Marvel… Y no es que encuentre gracioso ver al poderoso Thor con una barriga cervecera y jugando a la Play o a la Xbox con sus amigotes del planeta Sakaar en su “kelly” de su aldea de Nueva Asgard, es que desde que Chris Hemsworth decidió abandonar su semblante épico, parece no dar una… Y Thor es gloria comparado con el papel que tiene Hulk en esta cuarta parte de Avengers… Lo de Bruce Banner, que ha fusionado al monstruo con el cerebro del científico, ralla la vergüenza ajena (la escena de la selfie con los niños es directamente para levantarse de la butaca e irse del cine…).

En Avengers: Endgame todos los personajes son una mala parodia de sí mismos: la escena de la selfie de Hulk con los niños ralla la vergüenza ajena…

Hulk-con-gafas

Hulk con gafas: lo más penoso que he visto nunca en la saga de “Los Vengadores”…

Irrespetuosa con un clásico de los ochenta

Vale, voy a decirlo ya: Viuda Negra muere sacrificándose para obtener una de las dichosas gemas que vuelven a buscar Los Vengadores cuales Bolas de Dragón… Y esa para mi es la mejor escena de la película. Esa, y… la del suicidio de Iron Man… En efecto, Tony “Frodo” Stark nos dice adiós en una versión holográfica de sí mismo tras dar el dichoso chasquido con su propio guantelete y freír a Thanos, el cual se toma su propio tiempo para desvanecerse, ¡atención! sin decir una puñetera palabra (gran momento no-guionizado, sí señor…) Y tras eso, una escena (presuntamente emotiva) para reunir a todos los Vengadores tan solo para que Happy Hogan (Jon Favreau) le prometa unas hamburguesas a la hija de Stark. Pero lo que más me molesta del filme no es todo lo que ya he dicho… Lo que más me cabrea es que pretendan cargarse una de las más entrañables sagas cinematográficas de los ochenta como la de Regreso al futuro… Tratar a un clásico del cine casi de “mierda” dice muy mal de una saga que ha ido perdiendo, filme tras filme del UCM (Universo Cinematográfico Marvel), toda su poca épica y credibilidad que aún le quedaba…

Valoración global: *1/2 (Aburrida, irrespetuosa y tonta. Es casi un robo a mano armada. Si se han leído toda esta review, ya saben cómo acaba y se la podrían ahorrar).